10 consejos para un inversor principiante

Su nueva situación como expatriado seguramente le reportará ciertos ingresos extraordinarios. Para sacar el máximo partido a estos ahorros, dejarlos en una cuenta corriente o remunerada no es siempre la mejor opción. Pero antes de lanzarse a invertir en otros productos más complejos, hay una serie de nociones básicas que le interesa conocer.

10 consejos a un inversor principiante

1. Antes de invertir en Bolsa define su nivel de tolerancia al riesgo y busca un producto en consonancia. Desde las cuentas ahorro a plazo a la inversión en comodities o acciones de empresas muy volátiles en mercados de economías en desarrollo, hay un amplio abanico de posibilidades.
 
2. Invierta de forma sistemática (una cierta cantidad cada mes) y nunca cantidades que necesite. A largo plazo esta forma de invertir obtiene una buena rentabilidad, aunque no se hará rico al momento, claro.
 
3. Invierta a largo plazo. Consecuencia del anterior. Hágase tu propio plan financiero. Sea consciente de que riesgo y rentabilidad suelen ir de la mano. A más riesgo más rentabilidad. No existe el producto muy rentable poco arriesgado.
 
4. Tenga en cuenta la inflación o coste de la vida (y tenga en cuenta que la inflación es un fenómeno acumulado). Calcule su rentabilidad real, no nominal. Una cuenta de ahorro que da un TAE del 2% en 2009 cuando la inflación era negativa (-1%) es mucho más rentable que una cuenta de ahorro del 2007 con TAE del 5% cuando la inflación era del 5%. Asimismo, una inflación del 7% anual en 10 años, es una inflación del 100% no del 70%.
 
5. Tenga en cuenta el riesgo de cambio. Si inviertes en la bolsa americana, piense que además del riesgo del activo hace frente al riesgo de cambio. Con lo que si la acción ha aumentado un 20% pero el dólar se ha depreciado un 20% su ganancia es nula.
 
6. No pretenda hacer la operación perfecta, es decir, comprar al precio más bajo y vender al más alto posible. Esto le hará tomar decisiones inadecuadas. Compre cuando creas que algo está por debajo de su valor real y venda cuando crea que ese activo está por encima de su valor real (aunque mañana esté todavía más alto).
7. Infórmese de las comisiones asociadas a la operación (compra, custodia, gestión, reembolso…), muchas operaciones se quedan sin rentabilidad por ellas. Lo mismo ocurre con la fiscalidad, infórmese de ella.
 
8. Cualquier teoría de gestión de cartera que se precie (CAPM, etc) recomendará la diversificación de la cartera. No apuestes sólo a un caballo se puede tropezar nada más salir. Tenga en su cartera activos de diferentes tipos, riesgos y nacionalidades.
 
9. Siga su cartera de inversiones. Introduzca breves cambios de acorde a los cambios consolidados del mercado y a los consolidados de tu perfil. Su perfil inversor no será el mismo con 20 años y soltero/a que con 50 familia e hijos.
 
10. Y, sobretodo, infórmese, lea (de varias fuentes independientes), escuche (de varias fuentes independientes) y decida por sí mismo/a. No siga modas, las modas suelen ser sinónimo de burbuja y las burbujas siempre explotan (financieras, inmobiliarias, …).
.
.
. .